lunes, 8 de agosto de 2011

Jaime Gajardo expone al Sionista Hinzpeter

Polémica causaron las palabras de Jaime Gajardo, presidente del Colegio de Profesores, quien cuestionó la estrategia impulsada por el ministro del Interior, Rodrigo Hinzpeter, en el actuar policial y la comparó con las políticas represivas israelíes: «Los métodos que hoy día se han aplicado hacia el movimiento por la educación pública nos recuerdan a los métodos sionistas del Apartheid», refiriéndose al clasismo y segregación en la sociedad legitimados en un intento desesperado por conservar el actual sistema educacional.

«Queremos decir si es que Hinzpeter tiene alguna formación en alguna escuela de Israel, porque aquí se están repitiendo los mismos métodos», concluyó Gajardo.

Las reacciones no se hicieron esperar. Por parte del gobierno, el Subsecretario del Interior, Rodrigo Ubilla, afirmó: «El presidente del Colegio de Profesores descalifica de una manera brutal, con una intolerancia total por el origen y por la condición religiosa del ministro, con una actitud racista que realmente no dice relación con su condición».

Estos comentarios fueron replicados por el vocero de gobierno, Andrés Chadwick, quien declaró: «Este gobierno no va a tolerar declaraciones que tiendan a discriminar». Claramente, estos dichos no toman en cuenta que el Sionismo, por sí mismo, se basa en una serie de discriminaciones raciales, religiosas e ideológicas.

Mientras, el embajador de Israel en Chile, David Dadonn, expresó: «Repudiamos los dichos del señor Gajardo, dignos de los ayatolas iraníes o del grupo terrorista Hamas». Así, la Comunidad Judía de Chile emitió un comunicado donde destacó las palabras: «El antisionismo que el Sr. Gajardo usa para disimular su ataque, no es sino la cara moderna que adopta el antiguo antisemitismo. De allí que sus dichos resulten del todo inexcusables».

Por su parte, la Diputada Sionista Lily Pérez, saltó también en defensa de su colega ideológico, con el eterno recurso barato de comparar al crítico del Sionismo con Hitler: «El Señor Gajardo ha sobrepasado todos los límites éticos y morales. No se puede atacar a una persona por su religión. [...] Sus expresiones racistas, sus expresiones de odio, sus expresiones anti-religiosas, lo único que hacen es recordar los peores momentos que ha vivido la historia de nuestra Humanidad. Escuchar al Señor Gajardo, es casi escuchar a Hitler en los peores momentos, cuando todos sabemos lo que pasó después, que fue el Holocausto».

Resultan curiosas estas declaraciones apuntando a una presunta discriminación racial y religiosa, cuando el Sionismo (que NO es una religión - al menos, no oficialmente) es el que lleva a cabo operaciones discriminatorias contra grupos árabes e islámicos. Es importante dejar en claro que Sionismo no es Judaísmo, por más incluso que autoridades supuestamente judías pretendan negarlo y Sionistas escuden sus acciones victimizándose.

La verdad es evidente. Como el verdadero judío David Weiss dijo en su momento: «Hemos venido a presentar y aclarar la verdad de que los que están cometiendo terrorismo son los Sionistas», y no hay vuelta que darle.

Gajardo lo comprende y ha precisado sus dichos: «Quiero clarificar que no son opiniones antisemitas, ni anti pueblo judío, ni contra Israel. [...] Lo que sí criticamos es el Sionismo, que es una expresión de sectores que son más radicales, más ultras del Estado israelita, que usan métodos cuestionados por el mundo, y esa es la asociación que hice».


Jaime Gajardo expone al Sionista Rodrigo Hinzpeter


Reacciones por los dichos de Gajardo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada